Con riesgo de irse de Paraná

El titular de la UER, Carlos Ascúa, sostuvo que la realización del Seven de la República en Paraná corre peligro, debido a que el fin de semana del certamen tendrá lugar en la ciudad la Cumbre del Mercosur, por lo que no quedarían plazas hoteleras. Por su parte, desde la próxima temporada el certamen irá a licitación. Gabriel Baldi

Como es habitual en cada temporada, los rumores sobre la realización en Paraná del Seven de la República suelen cobrar fuerza en el ambiente. 

Sin embargo, esta vez parecen existir argumentos válidos como para que el certamen pueda llegar a irse y lastimosamente, es que sería para difícilmente volver. 

El tradicional torneo previsto con su 31º edición para el 12 y 13 de diciembre en las instalaciones de El Plumazo, del Club Atlético Estudiantes, corre serio riesgo de llevarse adelante en la capital entrerriana. 

“La realización del Seven de la República en Paraná está en duda debido a que ese mismo fin de semana tendrá lugar en la ciudad la Cumbre del Mercosur, por lo que todas las plazas hoteleras estarían ocupadas, dado que llegarán más de 3.000 personas”, indicó el presidente de la Unión Entrerriana de Rugby (UER), Carlos Ascúa, en declaraciones a EL DIARIO. 

Para evaluar esta situación, este martes estará en la capital entrerriana el Gerente de Desarrollo y Competencias de la Unión Argentina de Rugby (UAR), Eliseo Pérez. 

“Nosotros, en tanto, le plantearemos a Pérez la posibilidad de adelantar el Seven de la República para la primera semana de diciembre, es decir, para el viernes 5 y sábado 6, que sería la única fecha en la que podríamos tenerlo en nuestra provincia, ya que el fin de semana del sábado 20, el club Estudiantes tiene previsto el Seven del Plumazo”, expresó el dirigente. 

Desde el 2015, con nueva sede

“A partir del año 2015, el Seven de la República será licitado y se lo llevará la Unión que ofrezca las mejores condiciones en infraestructura y a nivel económico”, contó Ascúa y agregó: “Mi reacción ante esto sobre la UAR ha sido fuerte, debido a que la tradición estaría viéndose superada por lo que en cierta medida podría llamarse eficiencia y en ese sentido, sería difícil para Entre Ríos competir por ejemplo con estructuras más fuertes como Buenos Aires, Rosario, Tucumán o Córdoba, que tienen mayor poder desde lo económico y en cuanto a su infraestructura. 

Tras la disputa del último campeonato, un informe que alternó buenas y malas para la UER fue redactado desde la UAR. 

“En cuanto a lo positivo, la redacción sostenía que era poco lo que teníamos que adecuar para estar óptimos y se destacaba que no hubo invasión en las entregas de premios, que la hotelería y la gastronomía estuvo en perfectas condiciones, entre otros aspectos. Mientras que, sobre lo negativo, la UAR evaluó que la luz en El Plumazo era insuficiente, que las canchas no estaban en el mejor estado, que la cancha 3 era muy chica y que había que mejorar los sectores de suplentes, árbitros y médicos”, comentó Ascúa. 

«Todo evento de la UAR, tiene que ser rentable o no tener costo para la entidad. La UAR asignó $1.000 por jugador para todo concepto: hospedaje, traslados, etc. La estructura de la UER para hacer el Seven de la República es chica y no seria negocio para nosotros arriesgarnos, ya que si algo sale mal, podríamos quedar en quebranto”, añadió el titular provincial. 

“El 29 de este mes posiblemente me reúna con el titular de la UAR, Carlos Araujo, a quien ya le planteé mis diferencias no solo por estas cuestiones del Seven de la República sino también para conocer la razón de porqué a Entre Ríos le tocó una Academia y no un Centro de Alto Rendimiento, lo que es clave para nosotros debido a la cobertura de los gastos que ofrece una y no la otra”, contó Ascúa. 

Al tiempo, el directivo dio cuenta de su preocupación por este panorama y dijo: “La situación es complicada por que con esta conducta de administración que está teniendo la UAR se acentúan las diferencias, ya que se apoya al más grande en desmedro del más chico.” 

“En cuanto a la determinación sobre el Seven de la República, la noticia me cayó como un balde de agua fría. Con Luis Castillo al frente de la UAR, el certamen tenía asegurada su continuidad en Paraná, pero porque él compartía junto a nosotros este espíritu de organización. Asimismo, él había expresado también que de cada cuatro partidos que mantengan Los Pumas, tres iban a jugarse en el interior, tal como se hace. Esto, demostraba una administración lógica en el rugby argentino, que es lo que se debe hacer, creo que yo, que es apoyar para equilibrar, no para marcar ventajas”, consideró Ascúa. 

Teniendo en cuenta estas novedades respecto a la clásica cita del rugby reducido en Entre Ríos, el directivo entrerriano deslizó: “Considerando todo esto, Paraná o mejor dicho toda la provincia, va quedando atrás y es por eso, que ahora estamos haciendo énfasis en el desarrollo del deporte en el interior.”

Fotos: Rodolfo Michunovich // Gustavo Cabral

Comentarios

Comentarios

Seven de la República

56 Comments

Leave a Reply