Levy: «El deporte transfiere aprendizajes inconmesurables…»

En una interesantísima charla sobre cómo el deporte aporta a la formación, fue el eje principal  del temario brindado por el psicólogo Adriel Levy y que organizó acertadamente el Club Tilcara, que tuvo como destinatario a entrenadores, dirigentes, profesores de educación física, managers, padres de infato juveniles, plantel superior y ex jugadores.

Fotos: Luji Acharta

Una casi colmada Aula Magna de Universidad Tecnológica Nacional (UTN) – Facultad Regional Paraná –  fue el ámbito de la rica exposición sobre la psicología en el deporte, especialidad del Licenciado Levy que durante toda su exposición interactuó con sus oyentes y donde hubo una mayor participación de los entrenadores y padres de los menores.

Levy, además de hacer consultorio, entre sus actividades, se dedica a  asesorar entidades deportivas, fundamentalmente entrenadores, para que estos tengan más herramientas para lograr esos objetivos que a veces parecen inalcanzables. Lo desenvuelto este viernes, fue su desembarco en el rugby.

La dirigencia verde, a través de Sergio Bruzzoni, agradeció enormemente lo dejado a los participantes de la cita, adelantó que habrá otras dos juntadas, convocó a replicar lo tratado, a acercar a los que no estuvieron presentes, adelantó la siguiente reunión con resultados de lo indicado y además le hicieron entrega de una prenda institucional.


IR POR LA PERSONA, MÁS ALLÁ DEL TALENTO DEPORTIVO

-¿Por qué el deporte es importante en la formación y fundamentalmente en los chicos?

Antes que nada, estoy muy contento con el clima que se generó, asimismo el ida y vuelta. El deporte es una faceta más de la vida de la cual podemos sacar muchísimo provecho. Así como tenemos la educación formal, el deporte es parte de la educación no formal que enseña a transferir esos aprendizajes a la vida de manera inconmensurable, el deporte bien hecho. Por ello es muy importante trabajarlo dentro de los clubes, como para que sea un elemento formativo de las personas.

-¿Cómo es tu trabajo en los clubes que son amateurs y qué rol le das a los padres?

Tilcara es un club muy comprometido con la formación, no por nada fue el impulsor de esta iniciativa y de un trabajo que se irá implementando. Con respecto a los padres, hay una visión de club de tener a la familia cerca, de integrar, de ir por la persona más allá del talento deportivo, teniendo contenido al chico dentro del club, lo que hay que hacer es potenciar e incorporar esta herramienta – psicología en el deporte – al trabajo diario que vienen haciendo desde hace muchísimo tiempo y muy bien.

Uno de los debates que más se estiró fue lo que demandan los entrenadores y que trasladan responsabilidad a los padres, ¿Cuál es esa herramienta padres-hijos sin perder autoridad?

Hay dos herramientas básicas a emplear, la negociación y la persuasión. No puedo meterme en cada familia sin conocer su situación, pero hoy son dos herramientas indispensables por como los chicos esperan ser tratados también, por lo que está demandando la sociedad y la cultura, pero obviamente si perder de vista la autoridad de padre, que uno negocie con un hijo, no quiere decir que se ponga a la par.

Ahondaste sobre el disfrute en el deporte, ¿cómo sería ello?

Si el deporte no se disfruta está mal hecho, pero también hay que ver que es disfrutar, porque disfrutar no es solo pasarla bien o ganar siempre o que todo siempre salga. Disfrutar es superarse, aprender cosas nuevas y mejorarse día a día, ahí está el verdadero disfrute.

¿Cómo se refuerza esto que comenzó hoy?

El contexto de esta charla, una charla abierta, que estuvo dirigida a padres, entrenadores, directivos y público en general que se acentuará con un trabajo con los entrenadores para que vayan incorporando estas herramientas para el trabajo diario, que son ellos quienes están en contacto permanente con los chicos


TEXTUALES

-Los padres tienen que negociar y persuadir a sus hijos, esto no es perder autoridad.

-Me gustaría que haya más deportistas en la política, ellos si saben de sobreponerse a situaciones adversas.

-Las emociones se viven a pleno en el deportista, naturales y necesarias, pero al momento de la competencia quedan de lado para ejecutar lo que se entrenó, lo que le pidió su entrenador a su equipo.

-Si tengo que definir el ideal de deportista, es Emanuel Ginóbili, de la generación dorada del básquet argentino, desde el 99 transformaron el básquet, obtuvieron un anillo olímpico, Manu estuvo 16 temporadas en la NBA – Los Spurs – y solo obtuvo 4 campeonatos.

-Siempre se pierde mucho más de lo que se gana, si no miren a Roger Federer, la cuenta es fácil, dirán cuántos torneos ganó, pero fueron muchísimos más los que perdió, igual sigue con su edad a pesar de que desde hace 8 años – cuando nacieron sus mellizos – hacía ruido el retiro.

-Me gustaría tener a Oscar Ruggeri como Psicólogo ó Psiquiatra, porque esos si tienen vestuario y sobre como limar las diferencias en los grupos – siempre hacia adentro, nunca para afuera –

-Leonel Messi es muy bueno, tan bueno que no se anima a decirle ni lo bueno ni lo malo a los que lo rodean – en Barcelona y en la Selección Argentina.

Un entrenador tiene que tener 25 chips en la cabeza, uno por cada jugador de su equipo, sino es así, se le complicará.

Comentarios

Comentarios

Coaching Destacadas Entre Ríos