«Le consulté al jugador, que sin dudar me corrigió diciéndome que no había apoyado»

Este sábado tuvo lugar una de esas situaciones que enaltecen al rugby. Esos hechos que hablan a las claras de su espíritu y filosofía. Un 10 que calificó un 10 en honrradez, ejemplar.

La acción suscitada tuvo lugar en el marco del encuentro que protagonizaron en Paraná, Capibá ante Querandí RC de Santa Fe, bajo el arbitraje del entrerriano Javier Legarreta, por un nuevo capítulo del Torneo Dos Orillas de Mayores.

«Transcurriendo el minuto 20 aproximadamente en una jugada de try, cae al ingoal rival el jugador Pablo Pecantel, número 10 de Querandi RC», cuenta en declaraciones a Tercer Tiempo, Legarreta. «Este apertura cae en el ingoal contrario tackleado/abrazado con la guinda en su mano y desde mi perspectiva parecía que había apoyado, girando en el movimiento, por lo cual doy la anotación», comentó. «Ante el reclamo del adversario le consulté al jugador, que sin dudar me corrigió diciéndome que no había apoyado, hecho por el cual anulo la decisión y vamos al scrum 5».


En una nota que el propio referee hizo llegar al presidente de Querandí -Enrique Müller-, que compartió a pedido de Tercer Tiempo, recalcó que con gestos como esto se concibe el rugby en plenitud y así lo expuso al hecho y desprendió el siguiente mensaje:

«… Estas actitudes son las que hacen crecer nuestro Rugby. Simplemente quería hacerlo saber, dado que solo en clubes donde se inculcan los verdaderos valores de nuestro deporte, se forman jóvenes de bien y éste es un claro ejemplo. 
Vaya mi humilde felicitación para el Sr. Pablo Pecantel y, en su nombre Presidente Müller, a todos quienes participan en la estructura de su club.»

Comentarios

Comentarios

Espíritu del rugby